>
https://picasion.com/

¿Qué es Google Workspace?

Google Workspace es un paquete de productividad basado en la nube que ayuda a que los equipos se comuniquen, colaboren y realicen el trabajo desde cualquier lugar o dispositivo. Es fácil de configurar, usar y administrar, lo que permite que la empresa se centre en asuntos más importantes.

Estos son algunos aspectos destacados:
Correo electrónico empresarial para su dominio
Obtenga un aspecto profesional y comuníquese como usted@suempresa.com. Las funciones sencillas de Gmail lo ayudan a desarrollar la marca y a aumentar la productividad.

Acceso desde cualquier lugar o dispositivo
Revise el correo electrónico, comparta archivos, edite documentos, mantenga videoconferencias y mucho más, sin importar si se encuentra en su casa, en el trabajo o en la calle. Puede usar una computadora, una tablet o un teléfono para continuar con el trabajo exactamente donde lo dejó.

Herramientas de administración de nivel empresarial
La sólida configuración de administración le brinda un control absoluto sobre los usuarios, los dispositivos, la seguridad y mucho más.

Regístrese por medio de mi vínculo a fin de obtener una prueba gratuita de 14 días y envíeme un mensaje para recibir un descuento exclusivo cuando pruebe Google Workspace para su empresa.

https://referworkspace.app.goo.gl/4BSH

San Expedito

San Expedito

()

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación / 5. Recuento de votos:

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

San Expedito

Quién es San Expedito: la historia real.

San Expedito vivió en el siglo III dC y su verdadero nombre era Elpidio.

Él es santo porque sufrió el martirio por su fe cristiana.

Expedito era un soldado en el ejército romano.

Fue admirado por sus cualidades militares y su capacidad para tomar rápidamente las decisiones correctas.

San Expedito

Obtuvo así el mando de una unidad de élite del ejército romano: la duodécima legión.

Esta legión, también llamada Fulminante, estaba compuesta en gran parte por soldados cristianos de Armenia.

Defendió las fronteras orientales del Imperio Romano y protegió a Jerusalén de los bárbaros.

Esta legión también era conocida por haber obtenido una victoria milagrosa al servicio del emperador Marco Aurelio un siglo antes.

Al descubrir el mensaje de Cristo, Expedito se convirtió al cristianismo y fue bautizado sin demora.

Esta velocidad de decisión es una de las características especiales del personaje de San Expedito, ya que es su deseo de ir hacia lo que él cree que es correcto.

Sin embargo, su séquito lo había desaconsejado contra tal conversión.

En ese momento, los cristianos podían despertar desconfianza y persecución.

Martirio y muerte de San Expedito

En Bizancio, el emperador romano Diocleciano se lanzó poco después en una gran campaña de persecución de los cristianos, bajo la influencia de Galére, su hombre de confianza.

Acusado de incitar a sus soldados a convertirse al cristianismo, San Expedito fue arrestado y encarcelado en Mélitène (esta fortaleza romana se encuentra entre Turquía y Armenia).

Otros cristianos de origen romano, turco o armenio, entre los cuales están encarcelados con él Pedro, el diácono de su comunidad y su sirviente Hermógenes.

San Expedito se niega a negar su fe cristiana.

San ExpeditoEl 19 de abril de 303, San Expedito fue azotado, luego decapitado.

Luego se convierte en mártir de su fe cristiana al mismo tiempo que cinco de sus compañeros: Hermógenes, Rufo, Cayo, Galatas y Aristónico.

Unos años más tarde, el Imperio Romano vio al primer emperador cristiano ascender al trono.

La historia de San Expedito recuerda a todos la importancia de actuar de acuerdo con su fe y de lograr sin dudar lo que es correcto sin buscar razones para posponer sus acciones.

La muerte en el martirio de San Expedito es una victoria de la fe. La presencia de una hoja de palma en las representaciones del santo recuerda esta victoria de la fe.

La inscripción del santo entre los mártires del cristianismo.

Las fuentes dan fe de la realidad del mártir de San Expedito del siglo quinto.

El santo aparece en el martirologio jerónimo, la obra más antigua que enumera a los mártires de la fe cristiana.

El culto a San Expedito se extiende particularmente en el norte de Europa, pero también en América del Sur y en la isla de Reunión.

Hoy, puedes encontrar representaciones del santo en muchas iglesias alrededor del mundo.

Por otro lado, no hay reliquia del santo.

 La representación de San Expedito se refiere a su rápida conversión y su negativa a postergar.

El Santo está generalmente representado en el legionario romano.

Un cuervo intenta hacer que difiera su bautismo a los gritos de “Cras Cras” (que significa “Mañana, mañana”, mientras recuerda el graznido del cuervo).

El santo pisotea al pájaro proclamando “Hodie”, que significa “hoy” en latín. 

San Expedito, un lugar especial en la iglesia.

Sin embargo, si San Expedito es un santo para muchos fieles, la Iglesia Católica nunca lo canonizó oficialmente.

Incluso es necesario anunciar una controversia sobre San Expedito: en 1911, el papa Pie XI decide tachar el nombre del santo de la lista de los mártires. Considera que el verdadero nombre del santo es Elpidius y no Expedito.

Esta controversia innecesaria no cambió la devoción al santo, y la Iglesia Católica fue lo suficientemente sabia como para continuar autorizando su veneración.

Los sacerdotes también dejaron las estatuas del santo en su lugar, a pesar de la orden del Papa.

Finalmente, es necesario poner fin a una leyenda complacientemente extendida.

Según esta leyenda, una congregación religiosa recibió a principios del siglo XX un caso de reliquias enviadas desde Roma con la mención “Expeditus” (por “enviado” o “enviado”).

Estas monjas estarían así en el origen del culto a San Expedito.

Esta historia es solo un intento de negar la existencia de San Expedito y desacreditar la devoción de la que disfruta.

De hecho, el culto a Saint Expedit está lejos de ser el resultado de un error y la ingenuidad de las monjas despistadas.

Se sabe con certeza desde el siglo XVIII en Italia, y se remonta mucho más allá en el norte de Europa.

¿Qué preguntarle a San Expedito?

Los fieles invocan a San Expedito en particular por causas urgentes.

Entre ellos, los relacionados con demandas, casos, procedimientos administrativos, deudas y créditos.

El santo también puede interceder por disputas (ya sea sobre la familia o el vecindario) y la vida profesional.

También es conocido por la protección que puede proporcionar contra accidentes, actos maliciosos y magia negra.

San Expedito también es conocido por ser el santo patrón de la juventud, porque murió joven.

Los estudiantes y los jóvenes, por lo tanto, naturalmente recurren a él para exámenes, concursos o licencias de conducir.

Se dice que su intercesión es rápida y eficiente. San Expedito se asocia generalmente con los arcángeles San Miguel y San Jorge, así como con la Virgen María.

Oración de protección

Cada venerador puede tener que enfrentar ataques injustos o maliciosos contra ellos mismos o su familia.

Para protegerte de sus enemigos, la oración de protección te ayuda a pedirle a San Expedito que evite las dificultades y los peligros que temes ver llegar a ti y a tus parientes cercanos.

Para una mayor eficiencia, puede decir estas oraciones tres días seguidos (oración triduo).

Aquí encontrarás tres poderosas oraciones protectoras para dirigirte a San Expedito por la victoria sobre sus enemigos y las fuerzas del mal.

También puede invocar la protección de Santa Rita.

Oración de protección contra las fuerzas del mal.

Santo Expedito, líbrame del poder de los hechiceros, del poder del diablo, de todos mis enemigos.

Ángel Gabriel, Arcángel San Miguel, Ángel Rafael, se dignan salvarme.

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo,

no me permitas, (ser llamado), siervo de Dios, ser atacado en nada

por ningún demonio de la hora de mediodía o noche

Oh Señor Jesucristo, hijo del gran Dios viviente,

quien dijo en el momento de tu Santísima Pasión, a los que te estaban buscando:

“¿A quién buscas?”

Ante estas palabras, fueron derrocados y cayeron al suelo.

Dígnate, te lo ruego, concédeme de la misma manera, desde mis enemigos y sus malvados designios,

diciendo: “Deja ir sano y salvo (si se te ha designado), quién es mi criatura

y ella no con mal en poco tiempo, ni ahora ni en el futuro “.

Te lo ruego, Jesús, Mi Señor, que vive y Reina con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo.

Que así sea.

Oración de protección contra los enemigos de Dios.

Santo Expedito, líbrame del poder de los enemigos de Dios que cometen el mal y que han entregado sus almas a Satanás.

San Expedito, reduce a nada las acciones ocultas de los hechiceros que quieren mi salud y mi felicidad.

Santo Expedito, extermina a los malvados que violan el santuario del Señor todos los días al realizar la obra del Mal.

Santo Expedito, protege mi cuerpo, mi alma, mi casa, mi trabajo, mi salud, mis seres queridos, mi familia,

del trabajo demoníaco de los hechiceros y otros magos negros, enemigos jurados de Nuestro Señor Jesucristo.

Santo Expedito, destruye sus obras de magia negra para nada,

que su poder sea destruido por la fuerza de tu brazo de justicia.

San Expedito, ven a mi rescate.

San Expedito, quítame el veneno de los enemigos de Nuestro Señor Jesucristo.

Santo Expedito, desata los nudos que hicieron para atarme.

Santo Expedito, alabado sea tu fidelidad a Nuestro Señor Jesucristo.

Señor, me refugio en ti y en tu sirviente San Expedito y no temo daño.

Mi alma glorifica al Señor, y mi espíritu se deleita de alegría en Dios, mi Salvador.

Mi ayuda está en el nombre del Señor que hizo el cielo y la tierra.

Oración protectora por la victoria sobre los enemigos.

Señor Dios Todopoderoso que antes de todas las edades ha engendrado inefablemente a tu Hijo

con quien, y por quien creaste todas las cosas visibles e invisibles.

Te adoro, te alabo, te bendigo, te glorifico.

Escúchame, no rechaces el trabajo de tus manos, sino sálvame de mis enemigos,

Señor, por tu nombre, que es bendecido en todas las edades.

Protector de todos los que esperan en ti, oh Dios mío,

sin el cual no hay nada sólido y nada sagrado aquí abajo,

multiplica en nuestras almas los efectos de tu misericordia, de modo que, tomándote por mi guía y por jefe,

paso a través de mis enemigos sin miedo.

Señor Dios, quien es nuestro Padre, nuestro Creador,

quien nos creó para tener el gozo eterno del Paraíso,

quienes son nuestra fuerza, nuestra ayuda, nuestro gozo y nuestro consuelo;

quien apoyó a David en sus tribulaciones y lo libró incesantemente de sus enemigos,

libérame a mi vez, a través de la intercesión del gran y valiente Santo envía a tu sirviente, de mis enemigos.

Humildemente te ruego en esta angustia, tristeza y persecución que sufro,

para que venga en mi ayuda, para sacar esta preocupación de mi corazón,

poniéndome bajo la protección de tu amado Santo Expedito.

Haz, oh Dios mío, que, por motivo de este dolor,

no piense, diga o haga nada que me haga menos agradable a tus ojos.

También haga que conserve la paciencia en esta adversidad y en todas las demás

por el recuerdo continuo de la pasión de Nuestro Señor Jesucristo, su hijo,

y que todos mis pensamientos, mis acciones, mis palabras estén reguladas de acuerdo con su santa voluntad.

mientras espera la alegría eterna del Paraíso donde no habrá dolor ni tristeza.

Oh bendito y glorioso Santo Expedito, despliega tu escudo entre mis enemigos y yo,

que con la fuerza de tu brazo retrocedan y abandonen la intención de dañarme.

Santo Expedito, párate delante de mí, a mi derecha, a mi izquierda, detrás de mí

y no permitas que ninguno de los que buscan dañarme me alcance.

Que tu poderosa protección me envuelva por todos lados,

que mis enemigos se desvíen de su camino,

que se desanimen y abandonen el proyecto de hacerme daño.

Oh Santo Expedito, mi esperanza y mi confianza están en tu poderosa intervención.

No temo daño porque estás a mi lado para guiarme y protegerme.

Oh valiente Santo Expedito, glorifícate en el cielo y en la tierra

donde tus méritos han sido conocidos por varios siglos.

Alabado sea tu nombre, oh tú, que tienes el privilegio de ser el siervo de Nuestro Señor Jesucristo.

Que la protección divina de San Expedito descienda sobre mí

y quite de mi hogar, mi negocio y mi trabajo, el

mal y los que tienen la intención de dañarme.

Que las obras de San Expedito destruyan sus obras en el nombre de Dios, el Padre todopoderoso, a

través del sacrificio de Nuestro Señor Jesucristo y su siervo Santo Expedito.

Cordero de Dios que quita los pecados del mundo, escúchame, Señor.

Cordero de Dios que quita los pecados del mundo, escúchame, Señor.

Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo, ten piedad de mí, Señor.

¡Oh rey de todas las naciones! Dios y Salvador de Israel, piedra angular, cuál de los dos muros es uno;

ven y salva al hombre que te formaste del lodo de la tierra.

 Amén

Letanía de San Expedito

Señor, ten piedad de nosotros.

Cristo, ten piedad de nosotros.

Señor, ten piedad de nosotros.

Cristo escúchanos.

Cristo escúchanos.

 Dios, Padre celestial, ten piedad de nosotros.

Dios, el hijo, Redentor del mundo, ten piedad de nosotros.

Dios, el Espíritu Santo, ten piedad de nosotros.

Santa Trinidad, que eres un solo Dios, ten piedad de nosotros.

 Santa María Inmaculada, Madre de Dios, ruega por nosotros,

Santa María, Madre y consuelo de los afligidos, ruega por nosotros,

Santa María, Reina de los Mártires, ruega por nosotros.

San Expedito, atleta invencible de la fe, ruega por nosotros.

Santo Expedito, fiel a la muerte, ruega por nosotros.

San Expedito, que perdió todo para ganar a Jesucristo, ruega por nosotros.

San Expedito, que ha sido golpeado con varillas, ruega por nosotros.

San Expedito, que pereció gloriosamente por la espada, ruega por nosotros.

San Expedito, que recibió del Señor esta corona de justicia que prometió a sus seres queridos, ruega por nosotros.

San Expedito, patrón de la juventud, ruega por nosotros.

Santo Expedito, ayuda de los escolares, ruega por nosotros.

San Expedito, modelo de soldados, ruega por nosotros.

San Expedito, protector de los viajeros, ruega por nosotros.

Santo Expedito, abogado de pecadores, ruega por nosotros.

Santo Expedito, salvación de los enfermos, ruega por nosotros.

San Expedito, consolador de los afligidos, ruega por nosotros.

San Expedito, mediador de las pruebas, ruega por nosotros.

San Expedito, nuestra ayuda en asuntos urgentes, ruega por nosotros.

San Expedito, apoyo muy fiel de quienes esperan en ti, ruega por nosotros.

San Expedito, que nos enseña que nunca debemos posponer hasta mañana para rezar con fervor y confianza, ruega por nosotros.

San Expedito, cuya protección en el momento de la muerte es una promesa de salvación, ruega por nosotros.

Santo Expedito, te lo ruego, no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy, ven a rescatarnos.

 Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, perdónanos, Señor.

Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, escúchanos, Señor.

Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, ten piedad de nosotros, Señor.

 Señor escúchanos.

Señor, escúchanos.

Señor, escucha nuestra oración.

Y deja que nuestro grito se acerque a ti.

 Amén.

San Expedito
Figura San Expedito 16 cms. Pintada a Mano, con túnica de Tela Tipo Terciopelo. De Regalo un Colgante Cruz y estampas de San Expedito, San Pancracio, San Judas Tadeo y San Miguel.
Puedes Comprarla para apoyar nuestra misión

También te puede interesar: El Padre Pío

San Expedito

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación / 5. Recuento de votos:

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Compartir